Entornos Facilitadores de Vida. Envejecimiento activo

Entornos Facilitadores de Vida. Envejecimiento activo

“Es necesario crear ambientes estimulantes, ejemplificando buenas prácticas en la mejora de los entornos que los asistentes, cuya gran mayoría son profesionales del sector, podrán incorporar en su quehacer diario”  y contribuir así a un envejecimiento activo, coincidieron en señalar las más de 100 personas inscritas en éstas Jornadas y personalidades del ámbito médico, social y residencial (psicólogos, terapeutas ocupacionales y numerosos profesionales relacionados con los centros residenciales) que participaron durante el 17 y 18 de Mayo en el Seminario “Los entornos facilitadores de vida”, que se ha celebrado en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) de Valencia, con la organización y patrocinio de Grupo Ballesol, que como referente en la prestación de servicios asistenciales y residenciales en España, intervino en todas las ponencias y experiencias que se programaron con el fin de acercar, analizar y contribuir a alcanzar un envejecimiento activo y de calidad en entornos residenciales como los que disponen las 46 residencias de Grupo Ballesol en España.

El Congreso fue inaugurado por Agustín Domingo, Director de la UIMP Valencia, Vicente Cuesta, Director de Operaciones Ballesol Zona Mediterráneo y Sacramento Pinazo, Presidenta Sociedad Valenciana de Geriatría y Gerontología, que trasladaron la necesidad de que “las organizaciones se comprometan a prestar servicios sociales centrados en las personas”. En esta línea subrayaron el interés que deben de asumir las instituciones “para dar cabida a las biografías de las personas, en especial a los mayores” y como aspectos para mejorar la calidad de vida de nuestros mayores, “la exigencia de que los espacios de cuidado se integren en sitios comunitarios más amplios”.

Entorno facilitadores de vida UIMP

Vicente Cuesta, Agustín Domingo y Sacramento Pinazo durante la inauguración

El curso se ha desarrollado con la presentación de diferentes experiencias en entornos residenciales, talleres demostrativos y programas que en distintas disciplinas han contribuido a un envejecimiento activo y de calidad en entornos residenciales. Una realidad que Fermin García, doctor en Medicina y Cirugía y Director Médico Ballesol Mediterráneo compartió junto a Javier Yanguas (Fundación Matía) con la idea de que “los centros de mayores deben de alejarse del modelo hospitalario y asistencial para convertirse en lugares llenos de vida más parecidos a los hogares familiares, donde se preserve la intimidad de los residentes”. Crear estos espacios de bienestar es posible. La música puede contribuir a ello con la estimulación sensorial, una terapia personalizada en personas con Alzheimer que divulgaron en sus ponencias Pepe Olmedo, psicólogo y músico y Álvaro Cuenllas, Director Médico Ballesol Centro-Norte, que transmitieron sus conocimientos con una certeza: Por suerte, entre las últimas áreas en desaparecer en el cerebro herido por el Alzheimer están las encargadas de la memoria musical y la capacidad de sentir emociones. Se muestran resultados positivos en la agitación y ansiedad de nuestros participantes, mejoras en su calidad de vida, en su estado de ánimo, en sus recuerdos, en su estado físico y fisiológico, en su socialización. “Una forma de despertar nuestro cerebro gracias a la música y el amor”.

Para trabajar y explorar estas situaciones en espacio y tiempo, se diseñaron distintos talleres como “Espacios accesibles y seguridad cognitiva”   por Nuria Carcavilla, “Manejo de trastornos del comportamiento a través de la música autobiográfica” por Pepe Olmedo y “Actividades con significado” por Javier Yanguas, todos estos talleres fueron coordinados por Oscar Nombela, Director Ballesol Costa Blanca (Alicante).

¿Qué es el espacio de vida? ¿En qué entornos nos gustaría vivir? ¿Cómo debe de estar diseñada una residencia?¿Espacio, accesibilidad, funcionalidad es posible? Monica Donio Bellegarde, Universidad Internacional de Valencia, Carlos Lera Arquitecto y Director Gestión de Inmuebles Ballesol; Jesús Alcázar, director Ballesol Valterna junto a Belén Echevarria Directora de Operaciones Zona Sur, que moderó la mesa redonda, acercaron a los asistentes el menester de crear y pensar en espacios de vida para nuestros mayores. “El entorno construido afecta al bienestar de todos en general y, por tanto, también al de las personas mayores”, coincidieron durante estas ponencias, en las que se debatió cómo fundamentar las decisiones sobre diseño, aportando información sobre los elementos arquitectónicos que más inciden en el bienestar según los conocimientos empíricos y evidencias científicas. En este sentido Jesús Alcázar compartió con todos los presentes el ejemplo de espacio de vida idóneo que se observa cada día en Ballesol Valterna donde priman los “entornos íntimos y personales donde vivir bien”.

Diseñando bienestar

¿Cómo debe de ser el diseño ambiental de centros para personas con demencia? Esta interesante pregunta fue una de las cuestiones más debatidas en el encuentro con profesionales del ámbito asistencial y residencial durante la celebración de la segunda jornada del seminario sobre “Los entornos facilitadores de vida”.

En esta ocasión fue Jose Mª Burgos Director de Ballesol Teatinos (Málaga) el encargado de presentar a Nuria Carcavilla Psicóloga. Navarra. La Directora de la revista digital QMayor dio cumplidas respuestas a cuestiones esenciales para la vida y es
tancia de estas personas en un centro, “siempre pensando en su bienestar emocional, físico o social”, fundamentos esenciales para un envejecimiento activo de éxito.

Es indudable que cuando hablamos de entornos residenciales las relaciones intergeneracionales son fundamentales. Con esa premisa abrió y moderó Yosune Rodriguez, directora Comercial y Marketing de Ballesol la mesa redonda “Los entornos residenciales, facilitadores de relaciones intergeneracionales” en la que intervinieron Mariano Sanchez, Profesor de Sociologia de la Universidad de Granada y Luis LLopis, Arquitecto, Bonsai Arquitectos, que expusieron la importancia de “apostar por relaciones no sólo entre iguales por edad o generación para que estos espacios residenciales no sean sólo para los mayores” ya que según los ponentes, “no es lo mismo hablar de un entorno para todas las generaciones que de uno intergeneracional” ( el primero privilegia la inclusión, el segundo la relación). Igualmente subrayaron la idea de que “cuando varias generaciones entran en contacto y establecen un tipo de lazo, se abre la posibilidad de que surja la relación”, aportaron.

Envejecimiento activo

Yosune Rodriguez, Luis LLopis y Mariano Sanchez

La participación de pedagogos y psicólogos contribuyó a la presentación de dos proyectos de especial interés para la comunidad científica más relacionada con la geriatría y gerontología. Leticia Pérez del Tío, Coordinadora Psicología en Ballesol, explicó el “Programa Ballesol personas siempre y abiertos a la vida” que tiene como principal objetivo “llevar una evaluación e intervención específica para personas con demencia en el entorno residencial”. Con ello, continúo argumentando, se conseguirá mejorar la calidad de vida de estos pacientes. Paralelamente, Pérez del Tío, compartió con la comunidad científica e investigadores que acudieron a esta ponencia el Programa Abiertos a la Vida, “diseñado para satisfacer las necesidades de los residentes sin deterioro cognitivo, cuyo objetivo es recuperar la iniciativa sobre el propio proyecto vital de los residentes, mediante el uso de las TIC y la promoción de actividades significativas que potencien su envejecimiento activo”. La aportación de María Dolores Riquelme, pedagoga y arteterapéuta en AFAMUR, reafirmó estos estudios y proyectos con los beneficios terapéuticos del “Teatro en demencias” ya que “el enfermo de Alzheimer sufre cambios que alteran el proceso comunicativo, el teatro nos ofrece un nuevo canal a través del cual poder comunicarnos”, explicó junto a Mª Luisa Vivas Directora Ballesol Patacona y encargada de moderar y presentar a los ponentes de esta mesa.

La celebración de un Congreso de tanta importancia como el organizado por la UIMP y Grupo Ballesol pone en relieve la necesidad de acercar y divulgar la influencia de crear buenas prácticas en la mejora de los entornos para el bienestar físico, mental y social de las personas para un envejecimiento activo. “En el caso de aquellas con deterioro cognitivo y otras demencias es necesario estructurar ambientes, hábitos y actividades de la vida diaria” que sean significativas para las personas y relacionadas con su historia de vida, ejemplo del trabajo que se realiza en Grupo Ballesol, y en el que coincidieron todos los participantes e invitados al acto de clausura presidido por Vicente Cuesta Director de Operaciones Ballesol. Zona Mediterráneo, Sacramento Pinazo Presidenta Sociedad Valenciana de Geriatría y Gerontología y Agustín Domingo Moratalla Director UIMP – Valencia